Productos



Cultivos Lácticos:

Los cultivos lácticos son utilizados para producir queso y productos de leche fermentada. Consisten en  microorganismos que se adicionan a la leche convirtiendo la lactosa en ácido láctico junto con otros compuestos que ayudan a:

  • El desarrollo de sabores característicos de cada producto lácteo
  • El desarrollo de cuerpo y textura
  • Inhibir bacterias contaminantes o patógenas (Bioconservantes)

Has tres grupos principales de cultivos lácticos:

  • Mesófilos: cultivos que se desarrollan en temperaturas bajas (28-32C).    Se usan para producir quesos tipo Americanos
  • Mesófilo Aromáticos: cultivos que se desarrollan en temperaturas bajas (28-32C) y producen compuestos aromáticos y gas.   Se usan para producir quesos tipo Continentales y Crema
  • Termófilos: cultivos que se desarrollan en temperaturas altas (37-42C).   Se usan para producir quesos tipo Italianos y de Pasta Filata

Chr. Hansen ha desarrollado cultivos especiales para ayudar en:

  • Mejorar el sabor y acelerar el proceso de maduración en quesos (CR-312)
  • Aumentar la producción de polisacáridos mejorando la textura en crema (DSG-HB)
  • Formación de ojos en quesos tipo Suizo (PS-4)
  • Formación de hongos en quesos suaves (PCTT-033, PR-4)
  • Formación de sabores tipo ‘establo’ en quesos frescos (Salsa)

La nueva tecnología en la producción de cultivos lácticos nos ha permitido eliminar algunos paradigmas en la producción de quesos y productos lácteos fermentados. No duden en consultarnos sobre las innovaciones que hemos logrado en este campo.